J. Fuego – Sangre de Toro

La familia Fuego aparentemente ha estado en el negocio del tabaco, sea cultivando, combinando o torciendo este producto durante cinco generaciones (desde 1876, cuando la empresa fue fundada) en la finca El Corojo, en Cuba. No fue sino hasta 1995 que emigraron a Centroamérica y en 2006 produjeron su primer puro, luego de haber trabajado durante años para otras empresas. Desde entonces han lanzado el Delirium, el 777, el Origen, entre otros. Si es la primera vez que escuchan alguna de esas vitolas, no hay problema, pues yo tampoco las había oído.

dtllpyt

Lo primero que pensé cuando vi este puro fue “¿Por qué le pusieron el nombre de un vino?”, pero al parecer ambos productos existen desde hace más o menos el mismo tiempo, por lo que no nos vamos a poner a debatir quien vino primero. Es más, no voy a debatir mucho sobre lo buena o mala que pueda ser la empresa de J. Fuego, porque realmente no la había oído antes, así que me voy directamente con el puro. Es bastante oleoso, ‘toothy’ o irregular, con una capa rojiza, que luego determino que es, efectivamente, una capa Colorado. Las venas son realmente grandes en este puro, lo cual denota que no es un producto muy premium, pero tampoco espero que lo sea. Desde el simple manejo y las caladas en frío puedo notar aromas de especias, madera, cacao y menta. Ahora a darle fuego.

hrnci4y

Realmente me llama la atención desde las primeras caladas, porque no se trata simplemente de un ‘puro barato’, aquí hay sustancia y sabores deliciosos, incluyendo un aspecto dulce, cacao, madera y pimienta, con un toque de cuero. El tiro también es muy bueno, aunque el puro tenga una consistencia bastante apretada. Al cabo de las primeras caladas se siente como los sabores comienzan a reordenarse, algo que no esperaba tan temprano. El cacao y el sabor dulce se colocan de primeros, acompañados con un toque de crema, mientras que el sabor de pimienta comienza a colocarse como en el asiento trasero, pero regularmente sale a anunciar que todavía está ahí.

f2bddqy

La línea de quemado es perfecta y el cigarro quema como si estuviera dibujado. Ya en este punto la pimienta se coloca en el asiento delantero también, haciendo que parezca que no va nadie más en el viaje. Ya estoy en un punto de aprendizaje (porque esto es un aprendizaje continuo) en el que regularmente aplico la búsqueda del retrogusto, y se le sienten mucho mejor los aromas de pimienta con este método.

i5cnent

Al entrar en el segundo tercio, estos son los sabores en orden de intensidad: dulce, pimienta, cacao, crema, café, nueces, vainilla, madera y cuero. En este segundo tercio el puro pasa de intensidad media a fuerte, con los sabores bombeando potencia continua y la lengua se comienza a sentir como un pimiento habanero. Pero el puro se siente muy bien balanceado, muy lejos de lo que esperaba con este producto. Regularmente se sienten matices que lo potencian, pero ninguno de ellos llega a aturdir ni dominar, sino simplemente son grados de intensidad que enriquecen la experiencia.

uiec9ue

Un poco más de la mitad del puro, con todos los mismos sabores que especifiqué antes, y quizá en el mismo orden también, con la excepción de la pimienta que parece tomar el protagonismo ahora. Como mencioné antes, esta es mi primera experiencia con un J. Fuego, que adquirí mediante un sampler en el que se incluyen, obviamente, otros puros. Entre esos hay otro J. Fuego, llamado el 777, lo cual agradezco pues no quisiera que este fuera el último J. Fuego que pruebe.

uzhcvwj

Comienza el último tercio y realmente el cigarro se coloca en un lugar que me gusta mucho, un punto de comodidad que siento con algunos puros. Hacia el final se nota un chute considerable de nicotina, pero nada demasiado intenso. Últimamente me molesta un poco fumar los puros hasta el final, sobre todo cuando comienzan a calentarse mucho, pero afortunadamente el Sangre de Toro se mantiene con una temperatura normal hasta el final. No voy a decir que es el mejor puro que he fumado, aunque me llama la atención que por su calidad, es un puro con el 100% de su producto originario de Nicaragua, pero es Hondureño. Su precio garantiza que sea un puro a considerar cada vez que esté haciendo una compra, aunque su contenido de Corojo tampoco lo coloca de primero en el wishlist.

Ficha Técnica:

Dossier-2.indd

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s