Joya de Nicaragua – Cuatro Cinco Reserva Especial

Finalmente le di una merecida probada a este puro. Luego de ver tantas imágenes paseándose por distintas páginas y reseñas que lo probaban y destacaban lo bueno que es, en julio de 2016 tuve la oportunidad de conseguirlo y hasta el viernes pasado lo tuve en el humidor (casi 6 meses). Algo que no sabía es que aunque se fabricaron 4500 cajas de esta producción “limitada”, existen tres tipos de anillas, con tres temas distintos. Uno destaca el torcido, el otro la fábrica y el último un volcán. Precisamente lo dejé durante ese tiempo en el humidor porque en todas partes que leía sobre el puro mencionaba que era ‘Old School’ y que por tanto era recomendable almacenarlo no menos de 3 meses.

sutznzj

En cuanto a su apariencia, tiene un box-press muy sutil, que cuando lo adquirí pensé que perdería esa forma rápidamente, pero no fue así. Muy pocas venas en su superficie y una textura ligeramente aceitosa. Al picarlo siento una gran cantidad de aromas, algunos esperados y muy típicos de los nicas, pero otros bastante llamativos. Entre ellos: chocolate oscuro y dulce, clavo (de olor, claro), anís estrellado, pimienta, café, madera y cuero. Hay un matiz de frutas, pero no me atrevo a identificarlo inmediatamente sin encenderlo.

ldlcbgr

Últimamente he tenido muchos inconvenientes al encender torpedos. En pocas ocasiones se ha debido al puro en sí, pues ha sido por el corte como tal. Desde hace como un mes he desistido de hacerle el corte en V y por supuesto que nunca probaré hacer el corte con un punch, pero con la guillotina he comenzado a hacerle el corte diagonal, en vez de cortar toda la punta; el resultado ha sido mejor en términos de tiro, y en este Cuatro Cinco no fue una excepción, pues el tiro es perfecto. Sale humo abundante del pie y de la perilla, con un sabor fuerte de pimienta negra, seguido de un sabor dulce y café. La pimienta en sí llegó muy fuerte, pero fugaz en su duración. Más adelante se presenta el elemento de cacao y un par de sabores más que no logro identificar, esto se debe a que cuando hago catas de tabacos, suelo hacer el maridaje con agua o con cocacola, pero en esta ocasión estoy haciéndola con este ron:

ixgagpb

Este ron Cañaveral Extra Añejo se hizo con una medalla de bronce en el ISWC de Londres en 2016; no sé mucho de rones, aunque me gustan mucho y en este caso no quise perder la oportunidad de combinarlo. Sin embargo, solamente coincidí en el maridaje durante el primer tercio del puro, por lo que esos sabores me eludieron y sentí un componente cítrico también, con un toque de azúcar morena, y por último el toque de nueces tan típico de los nicas. Ese componente cítrico no es la típica cáscara de naranja, sino un sabor propio del zumo. Habiendo consumido apenas la mitad del primer tercio, el sabor de madera también se hace presente mientras mantiene su intensidad media.

3m5ehcx

Algo que me gusta apreciar de los puros es su calidad. Si bien existe una gran variedad de precios, y con este en $12,50 no estamos hablando de un puro barato, el hecho es que existen puros mucho más caros y que no tienen esta calidad, y por un precio menor hay que depender mucho de las recomendaciones de los amigos o conocidos. El segundo tercio se hace presente con estos grandes sabores, en orden: cacao, café, madera, naranja, pimienta, nueces, crema y regaliz, o al menos un sabor que me recuerda a la regaliz negra que comía en España, y que bien puede ser un desarrollo del anís del principio. Una de las mejores cosas de vivir en un país “chévere” (Venezuela no es chévere) es que la necesidad de un humidor puede depender mucho del gusto de la persona; si quieres tener un humidor con capacidad de 10-20 puros, bien puedes hacerlo porque siempre habrán puros buenos en las tiendas. El problema en Venezuela es que los puros hay que comprarlos cuando los consigues o cuando viajas, e incluso sin proponérmelo mucho mis puros terminan pasando un mínimo de 4 meses en el humidor antes de probarlos. Llegando a la mitad del puro y aparece un nuevo sabor: caramelo.

132yrak

El sabor a caramelo repotencia casi todos los otros sabores, haciendo que la definición de ‘flavor bomb’ en este puro se reescriba una y otra vez mientras mantiene su intensidad en media. Ciertamente si este puro realmente necesita tiempo prudencial de humidor, debería decirlo en algún lado, pues me hubiese molestado mucho comprarlo y fumarlo inmediatamente y que no estuviera bueno. A partir de la mitad el caramelo se funde con la crema y el sabor de este tabacazo se ubica en otro nivel, definitivamente.

qemwkgo

El último tercio comienza con los mismos sabores, en el mismo orden, pero hay tres cambios importantes, y es que los sabores se van haciendo más intensos, el puro se está haciendo más complejo y la intensidad se hace un poco más fuerte, sin dejar de ser media. El final perdura mucho más en el paladar y el puro parece interminable, especialmente luego de quitarle la anilla. Los sabores continúan intensificándose y me llama la atención como no desaparece ninguno, lo cual es algo que esperaría y que vería como bastante normal, especialmente cuando estoy en el último tercio.

zowh8a8

Así se ven las dos anillas por detrás. Casualmente en lo que se las quité el puro entró de lleno en el último tercio y la intensidad se hizo absolutamente fuerte, los sabores literalmente me explotaron en el paladar y la pimienta regresó a todo tren. Cuando me quedaban unos 5 centímetros de puro apareció la nicotina, con la misma intensidad de la pimienta y haciendo que mi proceso de pensamiento comenzara a ser excesivamente lento, tanto que olvidé escribir si tenía alguna impresión en sabores. Ese toque de nicotina siempre me molesta, especialmente porque es al final y suelo fumar de noche, y normalmente no pasa más de una hora entre el tiempo que apago el puro (no lo apago, lo tiro) y me acuesto a dormir. Lamentablemente, porque en mi casa no tenemos mayordomo, antes de acostarme tengo que cerrar puertas, apagar luces, lavar cenicero y demás tareas domésticas, pero cuando estos chutes de nicotina son tan intensos, termino tropezándome con las paredes y caminando como un tarado.

Como si no era obvio, si tienen la oportunidad de adquirir un Cuatro Cinco, y al menos tres meses de tiempo para guardarlo en un humidor, no duden en adquirirlo.

Dossier-2.indd

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s