Cualquiera que tenga un conocimiento aunque sea básico de música reconocería la canción Knockin’ on Heaven’s Door, que en mi caso fue gracias a que Guns n’ Roses la incluyó en su disco Use Your Illusion de 1992, creo. Pero esta canción fue escrita por Bob Dylan y es quizá una de sus canciones más famosas. Por ello este whiskey Heaven’s Door es producido por el mismo Dylan y ganador ya de varias medallas, entre las que destacan Oro y Doble Oro en el San Francisco World Spirits Competition de 2018, así como 96 puntos en el Ultimate Spirits Challenge.

Sin embargo, Heaven’s Door, aunque el nombre es sinónimo con este gran clásico musical, se me parece mucho a Heaven’s Gate, una secta religiosa suicida que fue muy famosa en los años 90. Al principio cuando lo vi me causó confusión, hasta que leí que Bob Dylan estaba relacionado con él y caí en cuenta. Supongo que no soy el primero al que le sucede esto. El destilado es un blend añejado entre 6 y 8 años, que finalmente es embotellado a 45% de alcohol.

Un amigo recibió esta botella como obsequio y la última vez que nos reunimos a fumar la trajo, ya abierta, y procedimos a tomarnos lo que quedaba, salvando una pequeña porción justamente para hacer esta cata.

En copa este whiskey destaca un color cobrizo bastante denso y oscuro, con destellos naranja y lágrimas que descienden muy lentamente por la cara interna de la copa, aglutinadas y gruesas.

En nariz se sienten aromas de mermelada de naranja, caramelo, turrón, miel, vainilla y madera, con una intensidad alcohólica bastante significativa, pero no una que me desagrade. Su densidad hace que luego de cada giro del líquido se aprecien aromas nuevos, por lo que me pasa algo que es común con muchos bourbon: podría pasar horas apreciando sus aromas.

Pero no paso horas, porque también tengo muchas ganas de probarlo y el sabor principal es un intenso de caramelo, galletas de mantequilla, cerezas y vainilla, muy dulce pero muy agradable, como el bourbon bien añejado puede serlo. El retrogusto destaca vainilla y caramelo, ambos tostados y pimienta, ligeramente más seco y menos dulce, pero igualmente agradable.

El Heaven’s Door Bourbon es un whiskey que difícilmente combinaría, ni tan siquiera en un old fashioned, aunque no lo descartaría. Sus sabores comienzan considerablemente dulces y luego se sienten más tostados, lo cual presenta un contraste muy atractivo. Adicionalmente, aunque tiene solamente 45% de alcohol, se siente bastante volátil pero con una larga persistencia en boca, lo que justifica su precio de $50.

Sin embargo, el whiskey tiene sus puntos en contra también, principalmente en el nombre donde dice Tennessee Bourbon y esto es porque el alcohol es comprado en Tennessee (en George Dickel), pero es añejado en otro lugar y siempre le daré menor consideración a alguien que no destila su whiskey, no porque no lo merezca, sino porque las destiladoras que envejecen hacen todo el trabajo, mientras que los otros solamente compran el líquido, lo envejecen y le ponen su nombre. Por un lado podríamos argumentar que esto se presta a que el origen sea más misterioso, pero soy de los que piensa que mientras menos misterio, mejor, especialmente en destilados.

Ficha Técnica:
Fabricante: George Dickel
Nombre del Whisky: Tennessee Bourbon
Marca: Heaven’s Door
Origen: USA
Edad: 6 a 8 años
Precio: $50
Densidad alcohólica:45%
Puntuación: 85

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s