Hace casi 2 años Crowned Heads creó su tercer cigarro en la línea de las ediciones limitadas de Four Kicks, siendo precedido por la versión 2012 y 2017. Al igual que en las versiones anteriores, este Mule Kick incluye las mismas hojas de capote y tripa del Four Kicks original, pero la capa en este caso es un Connecticut habano, una liga completamente nueva y diferente para la marca. Al igual que el resto de los Four Kicks, este es fabricado por E.P. Carrillo en República Dominicana.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 01

Sin embargo, es mi primera vez con esta edición limitada, pues no he probado las dos anteriores. Viendo un poco el resto de las ediciones, este parece ser más oscuro y la capa es extremadamente aceitosa, al punto de poder describirla como untuosa y un poco irregular. La capa tiene aromas fuertes de pasas, pero también más suaves de madera, tierra, merey y chocolate, mientras que la calada en frío presenta casi los mismos aromas: pasas, madera, nueces y chocolate, junto con un aroma a pimienta que además me deja la lengua picando.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 02

El Mule Kick 2018 comienza con una combinación bastante dominante de tierra con sabor herbáceo, y notas menos fuertes de madera, cuero, café en granos y chocolate en polvo. Ese aroma tan fuerte a pasas se siente más o menos con la misma intensidad pero exclusivamente en el retrogusto. Hoy fumo en un lugar diferente de casa, dispuesto a apreciar la luz del atardecer desde un punto que casi nunca me he sentado. Lo malo de ello es que estoy sobre la grama y con ello hay una cantidad asombrosa de insectos que me pican los brazos y las piernas.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 03

A lo largo del primer tercio también se siente una nota de pimienta en el retrogusto junto con las pasas, pero el cigarro se comporta bastante bien, con un anillo de combustión más o menos recto pero un tiro muy bueno. Este anillo de combustión requerirá varios retoques durante la fumada, pero al momento no lo sabía y por el momento estaba bastante satisfecho con él y con la cantidad de humo que sale no solo en las caladas sino del pie de cigarro después de cada calada. Con una intensidad media, el primer tercio finaliza al cabo de unos 25 minutos.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 04

Para el segundo tercio el Mule Kick se ha hecho bastante cremoso, combinando muy bien la tierra, que sigue siendo el sabor dominante en el paladar, con las pasas del retrogusto. Pero también presenta notas más suaves de madera, chocolate, maní, paja y un sabor cítrico muy suave que se siente durante un corto rato.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 05

Para la mitad del cigarro, los sabores son muy parecidos a los que apreciaba al principio de este segundo tercio, con la excepción de ese sabor cítrico, que ya puedo decir que no era del todo cítrico sino más como un sabor herbáceo, pero tampoco dura mucho. El tiro sigue siendo bastante bueno y la ceniza se aguanta durante un buen tiempo pero inspeccionándola de cerca me da la impresión que es un poco más delgada que el cigarro, lo cual se ve raro, pero se mantiene bastante bien. El anillo de combustión sigue siendo ligeramente variable, pero afortunadamente no requiere retoques… o sí los requiere, pero siendo mínimos prefiero no hacerlos. La intensidad del cigarro es lo único que no me convence del todo, llegando a estar por debajo de media mientras el segundo tercio llega a su final.

Crowned Heads - Four Kicks Mule Kick Limited Edition 2018 06

Para el último tercio el Mule Kick mantiene esa tendencia cremosa del segundo tercio y en sabores el de maní tostado toma la posición dominante sobre la tierra, que todavía está presente pero ahora se combina con el resto de sabores de pan, chocolate, café en polvo, cuero y miel. Las pasas siguen siendo fuertes en el retrogusto, pero ya la pimienta no está presente, aunque sí la siento principalmente en la lengua. El tiro y el resto de los detalles técnicos se mantienen sin cambios y de forma positiva, y al final, luego de 1 hora y 40 minutos, el Mule Kick LE 2018 llega a su fin.

Son pocas las ocasiones en que puedo contar que un cigarro sabe a lo que huele, y la intensidad del aroma de pasas en este cigarro se tradujo perfectamente a su retrogusto. Nunca he probado el Four Kicks en su versión regular, pero sí lo he probado con capa maduro y debo decir que me gustó bastante. Además, en el Mule Kick esa combinación de tierra, madera y pasas estaba muy interesante, sobre todo en el primer tercio y, afortunadamente, el cigarro mantiene sabores y matices de ello durante el resto de la fumada. Gracias a ello no solo fue un placer fumar el Mule Kick sino que me gustaría volver a probar uno.

Dossier-2.indd

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s