La marca Viaje no tiene muchos años en el mercado, pero se ha hecho un nombre por ser una marca de poca producción y especializada principalmente en ediciones limitadas o temáticas, normalmente por alguna festividad americana, tipo día de acción de gracias, o el día de la independencia, por mencionar algunos. Pero en esta ocasión, mientras algunos celebran sus 10, 15 o 20 años en la industria, en Viaje crearon un cigarro para celebrar los 12,5 años en la industria, siguiendo su línea de ser más humorísticos con sus productos. Lo han hecho con tres cigarros distintos, con el mismo nombre. La variante siendo el “color” en el nombre: Gold, Silver y Red.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 01

El cigarro llegó en el paquete mensual de Cigar Federation para agosto de 2019, pero antes avisaban que era un sorteo cuál recibiría, y me tocó el Silver. El cigarro está disponible únicamente en vitola toro 6 x 54 y tiene una producción limitada a 8750 cigarros. La composición de este cigarro es una capa Corojo nicaragüense sobre capote y tripas de Nicaragua también, al igual que en la versión Gold, pero lo que cambia son las proporciones. En la capa oleosa y brillante tiene aromas a caramelo, chocolate y pimienta, mientras que la calada en frío presentó madera, azúcar morena, canela, caramelo y nuez moscada.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 02

El cigarro es realmente imponente, aunque en algún movimiento creo que le desprendí un poco la capa, así que me veo obligado a fumarlo con sumo cuidado, sobre todo al principio. Comienza muy bien con una densidad impresionante de sabores de caramelo, crema, madera y azúcar morena, con un tiro perfecto y una intensidad media, sin mucho problema.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 03

En el primer tercio el Ten Plus Two and a Half me cautivó, con una continuación de los sabores de madera, azúcar moreno y caramelo, pero también con cantidades importantes de caramelo, nuez moscada y café. La intensidad de la pimienta no es tan fuerte y me invita a varios embates de retrogusto, que es sumamente dulce y cremoso, con una pequeña dosis de pimienta. También aumenta su intensidad a media-alta, por lo que la fumada la hago con caladas más cortas, a fin de apreciar mejor los matices.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 04

Me toma casi 40 minutos superar el primer tercio y en el segundo se siente ligeramente menos cremoso y con menos cantidad de caramelo, por lo que los sabores están limitados a madera, azúcar morena, canela, nuez moscada y café. La intensidad continúa rampante y ya se coloca en alta, lo cual tomo con mucho respeto pero aprecio con buenas caladas intermitentes. El humo es denso, rico y casi masticable, y el anillo de combustión está casi perfecto, aunque no del todo.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 05

Para la mitad siento como si el cigarro se hiciera más delgado, pero quizá es un efecto visual y las mismas notas de caramelo y nuez moscada están presentes, aunque con una mayoría de nuez moscada, por lo que el cigarro se siente especiado pero con un aditivo dulce. La pérdida de algunos de los sabores que he descrito desde el principio no ha hecho que la fumada sea menos placentera, sino que aparezcan más matices dentro de los sabores que quedan.

Viaje - Ten Plus Two and a Half 06

Para el último tercio las notas de café se hacen prácticamente dominantes en el cigarro, mientras que los otros sabores mantienen el mismo nivel que antes, haciendo que la intensidad del cigarro sea la misma (no sé cómo podría aumentar), pero es el sabor de café que se siente más matizado, como si ya pudiera determinarlo como un café negro. Además, el único sabor que ha reducido su intensidad ha sido el de azúcar morena, permitiendo apreciar mejor el de café. El retrogusto también ha cambiado un poco, siendo ya como 75% pimienta, por lo que es más difícil hacerlo continuamente. Al final, el cigarro me duró casi dos horas, que fueron placenteras y llenas de matices muy agradables.

El Ten Plus Two and a Half es realmente un cigarro interesante y uno al que me cuesta descubrirle defectos, aunque sí los tuvo, pero ninguno de gravedad. En temas técnicos fue magistral, con la única excepción de la capa levantada, que no le afectó la fumada pero hizo que visualmente fuese incómodo. Pero el anillo de combustión fue perfecto, no requirió retoques y la intensidad es tan fuerte como parece, e incluso sin nicotina. Cada calada invitaba al análisis y eso se apoya más en que sea un cigarro bastante limitado, pues no podría esperar que la fumada fuese “para pasar el rato”, pues para eso hay otros cigarros.

Dossier-2.indd

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s