Hace unos meses estuve en la tienda Smoke Inn de Pompano Beach, FL y cuando entras a la tienda, antes del humidor principal suelen tener una mesa donde tienen los últimos productos que han llegado o alguna oferta especial que tienen en el punto. En mi visita previa compré varios de Southern Draw, por ejemplo, pues habían tenido un evento unas semanas antes. Pero el hecho es que esta vez vi que tenían algunos cigarros de Jas Sum Kral, y ya habiendo probado el Kralot, decidí tomar algunos. Entre ellos habían algunas ediciones del Tyrannical Buc, pero también estaba este Nuggs, que no conocía pero igual tomé. Luego de llegar a casa me puse a investigar y vi que es un cigarro infusionado con CBD.

Jas Sum Kral - Nuggs 01

Por si no lo saben (y yo no lo sabía), CBD es canabidiol, un extracto de la marijuana. Aunque en muchos lugares la marijuana sigue siendo ilegal, en gran parte de Estados Unidos se ha abierto la puerta a ella y sus extractos. Entre ellos, existe una regulación que el CBD proveniente de la marijuana se puede usar para varios propósitos, siempre que contenga menos de 3% de tetrahidrocanabinol, mejor conocido como THC, el componente de la marijuana con efectos psicodélicos. Aunque Jas Sum Kral no es la primera marca que vende un cigarro con CBD, sí es mi primera experiencia con uno de estos cigarros. Según la fábrica son creados junto con cigarros que no tienen CBD infusionado y luego son enviados al estado americano de Colorado, en donde se les infusiona el CBD. Aunque la marca no dice qué efectos tiene el cigarro o el CBD, investigué un poco y dice que el CBD se puede utilizar para tratar una serie de males como dolores, ansiedad e insomnio. Pero el cigarro no muestra mucho de por sí, con una capa habano ecuatoriana de colores bastante uniformes que casi podría pasar por una Connecticut ligeramente oscura. Aromas relativamente raros, con algo que pareciera ser jabón y algo de acidez. En el pie se aprecian nueces, avena y notas florales y en la calada en frío hay muy poco que ofrecer, pues los aromas son bastante suaves, incluyendo nueces, ese aroma jabonoso y no mucho más.

Jas Sum Kral - Nuggs 02

Si esperas que este cigarro te produzca una nota psicodélica desde la primera calada, no te va a gustar. En vez, hay sabores de café, tostado y un toque de pan en las primeras caladas, pero al cabo de las primeras caladas estos sabores cambian bastante rápidamente a sabores de nueces, galletas de soda, tierra y notas florales. La intensidad es media de sabores y suave de fortaleza. El tiro está muy bien y la ceniza se arma perfectamente, con un toque bastante claro, nuevamente más consistente con una capa Connecticut. En total me toma unos 15 minutos superar el primer tercio.

Jas Sum Kral - Nuggs 03

El segundo tercio del Nuggs incluye más nueces, esta vez con café y pimienta, pero en el retrogusto se siente una nota ácida que eventualmente se convierte en mostaza, pero antes de hacerlo no me termina de agradar. La intensidad sigue siendo media, aunque muestra indicios de aumentar, y la quemada realmente va bastante bien. Sin embargo, el cigarro se coloca en una autopista de quemado en el segundo tercio y comienza a quemar mucho más rápido de lo que quisiera.

Jas Sum Kral - Nuggs 04

En la mitad del cigarro la velocidad del quemado se detiene un poco, permitiendo apreciar mejor los sabores, pero en términos generales se siente como un Connecticut ligeramente más fuerte. Las nueces siguen siendo el sabor predominante y son los sabores de fondo los que cambian constantemente. Sin embargo, no hay indicios de nada que tenga que ver con el cannabis, así que es como cualquier otro cigarro.

Jas Sum Kral - Nuggs 05

El último tercio del Nuggs es muy parecido al segundo, al igual que en la calada en frío. Se sienten buenos matices, pero muchas de las caladas se sienten faltas de sabor, nuevamente consistente con un Connecticut. Pero el sabor principal sigue siendo el de nueces, aunque ahora combinado con tierra y especias varias de cocina. También tiene notas herbáceas, que no son de cannabis, pero podrían ser similares a la sensación herbácea del cannabis, si quisiera forzar el elemento. Al final, luego de 45 minutos de fumada, el Nuggs llega a su fin.

Sin duda la pregunta principal con respecto al cigarro es sobre si el componente de CBD hace algo. La verdad es que no lo sé, pues no tenía ningún dolor ni problemas para dormir ni ansiedad, y no puedo decir que me dormí más rápido después de fumar el Nuggs ni que me siento más tranquilo. Sin tener una versión sin CBD de este cigarro no podría asegurar que hace o no lo que podría hacer. De igual manera, si lo fumara a ciegas y no supiera que es un cigarro con CBD, probablemente no hubiese sentido nada fuera de lo normal, e inhalar el humo tampoco cambiaría eso porque el compuesto del cigarro es CBD y no THC, que es lo que te da la nota en la marijuana. Sin embargo, este es un blog de tabaco y el proceso de cata se basa en probar el cigarro como tal, aunque cualquier conversación relacionada con el Nuggs seguramente esté basada en su componente de CBD, esta va a ser sobre el cigarro. Siendo el tercer producto de Jas Sum Kral que pruebo, creo que está de último en gusto, pues aunque tiene algunos sabores interesantes y una cierta evolución, muchas veces le faltó una toque de definición en los sabores. No es un cigarro con puntos negativos, pero tampoco tiene muchos positivos.

Dossier-2.indd

 

 

 

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s