Quesada – Oktoberfest

Normalmente tomo los puros del humidor a medida que los voy viendo, solamente respetando el orden en que los adquirí, pero como muchas veces compro por grupos, el orden se limita a eso. Sin embargo, me llamó la atención que los últimos dos puros que fumé eran 100% nicaragüenses (bueno, el Perdomo tenía capa ecuatoriana, pero hasta ahí), por lo que me pareció interesante que este puro es 100% dominicano, en el sentido que capa, capote y tripa provienen de esa isla. En cuanto al puro en sí, cabe destacar que el Oktoberfest es ese famoso festival que se celebra en Alemania, cuya celebración está mayoritariamente centrada en la cerveza y la cultura alemana, pero lo que no muchos saben (me incluyo) es que Quesada suele tener un stand en este festival y produce cigarros específicamente para la celebración, como este. Está hecho para maridarlo con la cerveza estilo marzen, pero yo lo hice con coca cola.

v8zqpz1

Otra cosa interesante (y divertida) es que la vitola se llama Das Boot, como el submarino de la película alemana… porque es un torpedo. El Oktoberfest es un cigarro de contrastes, no solo porque un nombre como Quesada no es lo que me imagino que tenga que ver con un nombre alemán, pero también los tonos azules no son los más comunes en cigarros. El cigarro contiene varias venas pequeñas, pero es extremadamente oleoso y luego de 9 meses en el humidor, realmente me llama la atención. También llama mucho la atención la cantidad de aromas que se sienten, al menos en frío, incluyendo frutos del bosque, pimienta, cacao, paja, cambur (plátano) y madera. Pero cuando lo pico, y antes de encenderlo, se convierte en un “aroma bomb”, con aromas de paja, chocolate, café, cambur, madera, cáscara de limón y pimienta. No entiendo cómo ha pasado tanto tiempo en mi humidor, pero está en su mejor punto, o al menos en el mejor punto que va a estar, pues ya le estoy dando fuego.

55u6t94

Tengo un par de años fumando puros y he recibido toda clase de consejos y recomendaciones de expertos y aficionados (y procuro seguir la mayoría de ellas), así que por un lado tuesto bien el cigarro con el soplete antes de llevarlo a los labios y fumarlo con calma, pero por otro lado no recargo el encendedor hasta acabar con el gas que tiene, por lo que me toma varios intentos encender el puro, gracias a que no le queda tanto gas al encendedor. El tiro es perfecto y el humo es denso y muy blanco, el cigarro e sólido y se siente muy bien y está cargado de los siguientes sabores, en orden de intensidad: chocolate, almendras, café colado, notas florales, madera y un punto mínimo de pimienta, lo cual es suficiente para atreverme a expulsar el humo por la nariz y así sentir el aroma de cambur (plátano) que sentí en frío.

ldm1eru

La línea de quemado es perfecta en la foto, pero por el otro lado tiene algunos picos extraños, que afortunadamente se han ido corrigiendo solos. He revisado algunas reseñas antes de fumarlo y es curioso, pues algunos de los más conocidos dicen que el cigarro comienza con mucho sabor y luego se desvanece; otros dicen que el cigarro está cargado de sabores durante toda la fumada (es mi caso), y otros incluso dicen que no sienten grandes sabores durante toda la fumada. Si algo se puede concluir de esto es que el Quesada Oktoberfest es un cigarro, al menos, inconsistente. En mi caso, los sabores del principio siguen ahí, aunque se han ido diluyendo un poco, pero todavía existen todos.

j6tpcfr

Treinta minutos de fumada y supero el primer tercio. Como si se tratara de una feria de sabores, se podría decir que el primer tercio tiene sus sabores pero en el segundo tercio es como si esos sabores llegan hasta el primero y aquí aparecen nuevos, pues es prácticamente otro puro y aquí los sabores están mucho más atenuados y casi no tienen que ver con el principio. En este caso, los sabores son madera, almendras, pimienta (más fuerte que antes, pero todavía muy manejable), un punto mínimo de tierra y un aftertaste de cuero que se siente más por la nariz que en el paladar. Al igual que las mejores cervezas alemanas, el aspecto malteado y de pan están presentes en este puro, pero no son demasiado destacados, al menos no en este momento.

nchjguq

Así mismo, llegó la noche y con ella las imágenes ahora son más vivas gracias al flash de la cámara. Aunque el sabor de madera dominaba el segundo tercio, a partir de la mitad del puro sigue siendo el sabor dominante, pero mucho más intenso, casi desplazando al resto de los sabores y constituyendo prácticamente el 60% de las sensaciones, sí se siente también un aspecto mineral en el sabor, sin duda una derivación del sabor terroso que sentía hace un momento y eso me interesa de nuevo en el puro, pues la dominancia del sabor de madera me hizo dejarlo de lado un rato.

zxhncmd

El tiro sigue intacto y la ceniza, aunque parece “florecer” en ocasiones, se queda bastante bien puesta y no es tan fácil que caiga. El sabor de café y las notas cítricas vuelven a presentarse en este punto, así como un matiz lejano de almendras que, si el cigarro fuese más cremoso, podría decir que mazapan, pero no es el caso aunque me encantaría. Toques de cuero se hacen presentes a medida que el cigarro entra en el último tercio, y se mantienen hasta el final.

okfjqz6

Honestamente no me atrevería a llamar este puro un Flavor Bomb, pues aunque tiene muchos sabores variados e interesantes, en ningún momento sentí que “explotaran” en el paladar. Simplemente vienen y van, aparecen y desaparecen, aunque al principio el puro es impresionante y divino y variado, durante toda la fumada fue una reducción de cada uno de estos sabores, con excepción de la madera y quizá una reforzada de la pimienta, que nunca llegó a ser muy fuerte. El Oktoberfest es un cigarro muy decente que no necesitó toques de fuego para corregir las imperfecciones que tiene en la quemada, con buenas transiciones de sabor, pero que no llega a ser un gran cigarro. Sin embargo, fortalece mi gusto por los cigarros dominicanos y mi discusión constante cada vez que me siento con aficionados que me preguntan cuáles son mis cigarros favoritos, y casi siempre digo que los dominicanos, precisamente porque no tratan de imitar a los de otras regiones, sino que se han dedicado a hacer las cosas diferentes y sorprender con nuevos y diferentes sabores que no esperas.

Dossier-2.indd

 

Un comentario sobre “Quesada – Oktoberfest

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s