Luego de haber nombrado al Nomad Signature mi mejor cigarro de 2019, estaba bastante ansioso por probar este, incluso si en realidad llegó a mí antes de haber probado el Signature. Lo tengo desde marzo de 2019, que llegó como parte del paquete mensual de Cigar Federation de febrero. El Classic es, supuestamente, el primer cigarro de Nomad, creado como un tributo a la cultura tabacalera dominicana y con raíces en ella. Sin embargo, su capa es habano ecuatoriana, pero el resto del cigarro sí es dominicano.

Nomad - Classic 01

Esa capa tiene ciertas protuberancias e irregularidades, tanto de superficie como de color, pero creo que funciona bastante bien al ser un cigarro boutique relativamente rústico, precisamente por eso mismo. La capa habano realmente no tiene muchos aromas y durante un momento pienso que es una lástima, pues como dije hace un momento, tengo expectativas con este cigarro. En la tripa no se aprecia mucho tampoco, pero es luego de picarlo y darle la calada en frío que finalmente aprecio chocolate, pimienta, frutas, madera y cuero.

Nomad - Classic 02

El cigarro comienza con buen tiro, aunque por su propia forma al principio se siente un tanto apretado, pero rápidamente se abre más y el sabor principal es chocolate, al que le sigue pimienta, nueces, pan tostado y una sensación frutal. El humo es abundante y el anillo de combustión es uniforme, así que estoy bastante satisfecho en temas técnicos por el momento.

Nomad - Classic 03

Finalizando el primer tercio y este Nomad se ha portado bastante bien, con una ceniza sólida y bien formada que representa perfectamente la forma del cigarro, sin quebrarse ni soltar hojuelas. El cigarro se hace bastante cremoso en el primer tercio y desprende aromas de chocolate, madera, nueces, pan tostado, pimienta y cuero. La intensidad es media, sin mostrar muchos indicios de fortaleza, así que me mantengo fumándolo con paciencia y tranquilidad. Aprovecho un momento que lo dejo a descansar para revisar una lista de música que estoy armando. A mis 43 años conseguí una lista de los discos metaleros de la época en que lo fui (1990 a 1995) y rememorando grandes bandas y momentos, impresionado que me las sé casi todas, pero también impresionado que la mayoría de las canciones eran bastante ruidosas.

Nomad - Classic 04

En el segundo tercio la ceniza todavía se aguanta con una majestuosidad increíble, y con ella aparecen sabores de vainilla y cerezas. Cabe destacar que los sabores no han sido precisamente explosivos, pero sí han sido ricos, y menciono eso justo ahora porque es a partir del segundo tercio que comienzan a destacarse bastante, quizá no estallando pero bastante más ricos que antes, entre los que destacan en este orden: chocolate, pan tostado, nueces y dulce, aunque sin definición todavía. Ese sabor de chocolate y nueces en realidad está fundido y pareciera más como Nutella. Es perfecto como esta imagen superior combina perfectamente con lo que ha sido el mejor momento del cigarro.

Nomad - Classic 05

Superando la mitad del Nomad Classic el cigarro llega a un punto complejo y balanceado, donde los sabores de frutas comienzan a definirse más como cerezas, melón y uva, con sabores también de cuero y madera. El Nomad de verdad que me está gustando y se convierte en una marca que voy a buscar más, incluso haciéndose ligeramente más fuerte a partir de la mitad, pero sin aturdir en lo más mínimo. Los sabores en este punto siguen siendo muy cremosos, con un protagonismo de la fusión de chocolate con nueces y un segundo plano de sabores a pan tostado, madera, frutas, cuero y vainilla, con una sensación ligeramente picante pero en el retrogusto.

Nomad - Classic 06

Es finalmente en el último tercio donde el Nomad Classic se hace más dulce y esta vez más definido a caramelo. Los sabores se van fundiendo con este nuevo matiz dulce y esa Nutella que había sentido hasta el momento pareciera separarse un poco porque el sabor de nueces se reduce bastante, pero lo que aprecio es la fusión del chocolate con caramelo, con algo que no sé cómo se llama. Al cigarro finalmente lo dejo descansar para que se apague cuando me quemo los dedos por segunda vez, contento de haber probado este buen cigarro y de haber pasado 95 minutos con él.

El Nomad Classic se vuelve otro más en la lista de las buenas fumadas, las cuales han caracterizado a esta marca, incluyendo el Signature que mencioné más arriba y el Connecticut Fuerte, pero no el Fin de los Mundos, que realmente no me gustó tanto. Pero de verdad que aprecio no solo que Cigar Federation envíe cigarros de esta calidad, sino también que marcas pequeñas sigan sacando productos buenos y no tan caros, a fin de ir nutriendo un poco el mercado que, si bien tiene grandes productos, muchos en el renglón de los precios más bajos son bastante mediocres. El Nomad es un buen respiro.

Dossier-2.indd

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s