Posiblemente uno de los nombres menos apropiados para un ron es el Esclavo, pero se trata de un ron hecho en República Dominicana aunque aparentemente no vendido allá. Un amigo lo compró en Francia y es vendido por 1423, una tienda danesa online que maneja distintos productos propios y alguna que otra marca poco conocida que parecieran ser marcas creadas por ellos, de distintos orígenes pero con bastante información sobre cada uno, aparentemente.

La página del Ron Esclavo, por ejemplo, es bastante escueta y destaca 4 productos distintos con etiquetas muy parecidas, entre las cuales se encuentra: Esclavo Gran Reserva, añejado de 3 a 5 años y embotellado a 40% de alcohol; Esclavo 12, añejado de 6 a 12 años y embotellado a 40% de alcohol; Esclavo XO, añejado de 12 a 15 años y embotellado a 42% alcohol; y Esclavo XO Cask Strength, añejado de 12 a 15 años y embotellado a 65% de alcohol. También habla de unas ediciones especiales, pero como la página no parece muy bien construida, esta información aparece distorsionada.

Por otro lado, la marca también menciona que algunos de sus productos reciben parte del añejamiento en barricas ex-Islay, pero no dice específicamente cuál producto o si son todos. Adicionalmente, también dice que la marca se asegura que toda la melaza provenga de República Dominicana, pero menciona que el ron también es hecho a partir de jugo de caña, por lo que puede ser una combinación de ambos, pero no hay nada que asegure eso. La destilación ocurre en Alcoholes Finos Dominicanos, una destilería que tengo entendido es propiedad de Oliver & Oliver.

Por último, dice ser añejado en barricas de roble blanco americano (que debe ser exbourbon) y roble blanco francés (que no dice que contuvo anteriormente). Tampoco menciona si tiene filtrado en frío y, aunque menciona Cask Strength en su nombre, en mi experiencia este número no puede ser uno fijo y este ron lo tiene en 65% según su página web, así que algo de rectificación tiene que haber. Por último, la marca sí menciona que todo el alcohol proviene de destilación por columna y la botella contiene solo 500ml, vs. los 700ml que contiene el resto de sus productos.

En copa se trata de un ron marcadamente oscuro, denso y de color caoba, e incluso con algunas imperfecciones que parecieran sedimento, aunque estas no se ven en copa sino en la botella. Esto indica poco filtrado, por lo que es posible que no tenga el filtrado en frío que decidió callar antes.

En nariz lo primero que me viene a la mente es un concentrado de vainilla, pero afortunadamente no es lo único que se percibe y rápidamente aparecen notas de té negro y miel, con un fondo algo menos intenso de cáscara de limón, madera y cartón mojado. Creo que lo que más me llama la atención es que con una concentración alcohólica del 65%, no me pega tanto en la nariz como esperaba. Esto me sucedió hace poco con el Foursquare 2009, pero todavía no sé si presagia algo bueno.

En el primer sorbo que le doy, únicamente con el fin de mojar la lengua y los labios y que el golpe alcohólico no sea tan agresivo, me doy cuenta que el presagio no era bueno. La explosión de alcohol es tan fuerte como esperaba, estallando como una granada en la lengua. Pero la concentración alcohólica apenas si es superada por la concentración de azúcar. Se siente como si estuviera comiendo melaza con una pala y sabe a panela, a miel, a jarabe de maple, miel de caña y quizá un toque suave de canela y madera. Si bien tanto el azúcar como el alcohol están en términos casi iguales, ninguno se complementa y son como dos cachetadas con un pallet de concreto, una a cada lado de la cara, al mismo tiempo.

Luego de pasarlo por boca siento como se me abren un par de caries y la sensación en boca es como lamerse los dientes después de tomar un litro de coca cola sin gas. Es una sensación pegajosa y que sientes que no te está haciendo ningún bien… incluso no sé cómo podría disfrutar de este ron sin que me pegue en algún lugar del cuerpo. Casualmente, como una hora después de tomarlo creo que mi hígado simplemente decidió tomarse el resto del día.

Entendiendo un poco la nomenclatura de los nombres de los destilados y su graduación me lleva a pensar que esto simplemente no puede ser ron. Es un licor azucarado, mucho más dulce incluso que el Hacienda Saruro. Si pienso en él como licor de ron, creo que puede funcionar, aunque no soy mucho de tomar ese tipo de licores tan dulces, pero como ron, no puede ser. Es como si alguien hubiese pensado que un ron de 40% alcohol necesita tal cantidad de azúcar, así que siguiendo esa regla le hayan puesto una progresión (i)lógica al ponerle más alcohol.

Leyendo un poco en internet encontré que alguien hizo una prueba de hidrómetro con este ron. Para que tengas una idea, el tipo que hace la prueba comienza diciendo que las pruebas del hidrómetro no son 100% fiables, entre otras cosas, porque el margen de error es muy amplio. Pero el tipo hace la prueba con el Diplomático Reserva Exclusiva y le pone entre 35 y 40 gramos de azúcar por litro. Luego lo hace con el Zacapa 23 y le da de 40 a 45 gramos de azúcar por litro. El Esclavo XO Cask Strength le da de 70 a 75 gramos de azúcar por litro.

En verdad no sé ni cómo recomendarlo, a menos que sea con hielo, esperando que el agua diluya tanto el golpe alcohólico como el azúcar, pero tendría que ser bastante de hielo y agua.

Ficha Técnica:
Fabricante: Oliver & Oliver
Nombre del Ron: XO Cask Strength
Marca: Esclavo
Origen: República Dominicana
Materia prima: Melaza y Jugo de Caña
Edad: 12 a 15 años
Precio: $85 (por 500ml)
Densidad alcohólica: 65%
Puntuación: 67

1 Comment

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s